ALL FOR JESUS
ALL FOR JESUS
Un foro cristiano




Responder al tema
¿Qué es la Iglesia?
freddy


Registrado: 16 Nov 2006
Mensajes: 411
Ubicación: España


Responder citando
Iglesia. Término de origen griego, Ekklesían, que significa “congregación”, “tumulto”, “reunión” o “asamblea”. Se usa popularmente esta designación, de forma errónea, para referirse exclusivamente al Vaticano ecuménico o a la ICAR, siendo que realmente identifica a toda persona que es de Cristo, independientemente de su denominación, o si pertenece o no a alguna.

Originalmente, Ekklesia en griego se refiere a “llamado afuera”; la asamblea de aquellos “llamados afuera” del mundo (Mat. 16:18 y 18:15-20); éste había sido el término para la Asamblea Ateniense, por lo que se entendía como reunión regularmente convenida con propósitos políticos (Hech. 19:39), o una reunión general (Hech. 19:32, 40). Este vocablo se dio también a los hebreos como “congregación”, una forma alternativa a “casa de Israel”, según la traducción de la LXX.

La primera vez que es citada esta definición griega en la Biblia es en el Evangelio de Mateo (cap. 16:18), cuando Jesús dice a Pedro que él sería la piedra angular y base de la que se establecería la “congregación de Cristo”, sobre la cual Plutonio (las puertas del Hades) no prevalecería. Esta reunión de personas son los creyentes y siervos que dan testimonio de Jesús y le representan. En hebreo, la forma equivalente sería Kehilát. Los traductores hebraístas, escribieron: «Y también yo te digo que tu eres el peñasco, y sobre la peña, esta [será] piedra [de] mi congregación y las puertas del Sheól no prevalecerán sobre ella.» Con esto daba a entender que todos aquellos que son parte del Cuerpo de Cristo (aceptándole como Señor y Rey, bautizándose en su nombre y viviendo según sus mandamientos) serían levantados por encima del poder del Hades, teniendo todos la victoria sobre la muerte, como el ejemplo de Salomón sobre el Mesías: «Y esos que habían muerto corrieron hacia mí: y clamaron y dijeron: 'Hijo de Dios, ten piedad de nosotros, y haz con nosotros de acuerdo a Tu bondad, Sácanos de las ataduras de la oscuridad, y ábrenos la puerta para poder emerger hacia Ti, Porque hemos visto que nuestra muerte no te ha tocado, Déjanos ser redimidos contigo, porque Tú eres nuestro Redentor'. Y atendí sus voces; y mi nombre fue sellado sobre sus cabezas, Porque ellos ahora son libres y son míos para siempre. Aleluya.» (Odas de Salomón. Oda 42:21-26).

Antes del Nuevo Testamento no se usa la forma griega (Ekklesia) sino la hebrea (Kehilah), como se aprecia en todos los versos que hablan de “La Congregación”, o la “Congregación de Israel”. Aún con todo, en Mat. 18:17 se traduce “Iglesia”, en referencia a las palabras de Jesús en cuanto a quien no es atendido por la propia asamblea de judíos (si a esta, que es la directriz de los hebreos, el judío no les atendía, entonces no era judío, debiendo considerársele extranjero y ajeno a los principios de la nación).

Desde el Pentecostés que tuvo lugar tras la Resurrección y ascensión de Jesús, el grupo de los apóstoles y discípulos se consolidó como una congregación nueva (Hech. 2:47), pero ahora sujeta al Espíritu Santo y la cabeza (Cristo), con la presencia del apóstol Pedro como cabeza presente, y a donde constantemente se sumaban más adeptos. No obstante, con los años crecieron diferentes grupos que, aunque separados geográficamente, eran uno en Cristo y en el Espíritu Santo, sujetos a la doctrina de los apóstoles. El concepto no identifica meramente una época en la que la comunidad estuviese, sino desde entonces hasta la próxima venida de Jesucristo; ni definía un lugar exclusivamente, sino grupos de cualquier parte.

Asimismo, esta apreciación no limita a dicho grupo de personas a un colectivo o ubicación en particular, por lo que pueden estar en cualquier parte y organizados en diferentes grupos, con la misma consigna, de ser bautizados en Cristo, obedientes a sus enseñanzas y anunciadores de sus palabras. Otro error sobre la definición radica en la interpretación de que identifica un “templo”, “monasterio” u otros, que reciben el nombre común de “iglesia”, suponiendo, incluso, que Dios mora en el mismo, en vez de, como afirma la Escritura, en cada uno de los que cumplen los mandamientos de Dios y viven según el Espíritu: «¿No sabéis que sois templo de Dios, y que el Espíritu de Dios mora en vosotros?» (1ª Cor. 3:16. RVA 60) Y se repite en la misma carta: «¿O ignoráis que vuestro cuerpo es templo del Espíritu Santo, el cual está en vosotros, el cual tenéis de Dios, y que no sois vuestros?» (cap. 6:19) Jesús también insinuó eso al decir que “destruiría este templo y lo levantaría al tercer día”, hablando de sí mismo.

Este error tradicional sobre los templos y lugares sagrados lo aclaró también Pablo, diciendo: «El Dios que hizo el mundo y todas las cosas que en él hay, siendo Señor del cielo y de la tierra, no habita en templos hechos por manos humanas…» (Hech. 17:24 RVA 60). Ver: “Templo”.

(Extracto del libro de Frederick Guttmann R, "Simbología & Terminología". Tomo I, pág. 450-452)

_________________
Frederick Guttmann R.

www.youtube.com/FrederickguttmannR
Ver perfil de usuarioEnviar mensaje privadoEnviar emailVisitar sitio web del autorMSN Messenger
¿Qué es la Iglesia?

Puede publicar nuevos temas en este foro
No puede responder a temas en este foro
No puede editar sus mensajes en este foro
No puede borrar sus mensajes en este foro
No puede votar en encuestas en este foro
Todas las horas son GMT  
Página 1 de 1  

  
  
 Responder al tema  


Crear foro | foros de Literatura & Poesía | Hosting gratis | soporte foros | Contactar | Denunciar un abuso | FAQ | Foro ejemplo

Para vps para wordpress ssd en Desafiohosting.com